La pesca de arrastre desertiza los fondos marinos

Otros
Publicado en Martes, 27 Mayo 2014
AddThis Social Bookmark Button

La pesca intensiva de arrastre no solo afecta a las poblaciones de peces, moluscos o crustáceos de interés comercial, como las gambas o las cigalas, sino también a los pequeños seres vivos que les sirven de sustento y que forman la base de la cadena trófica. La acción de remover el suelo y alterar los sedimentos, en definitiva, modifica el ecosistema al completo y las posibilidades de recuperación son más difíciles. Así lo ha confirmado un estudio realizado por investigadores españoles e italianos que ha analizado los fondos marinos del cañón de La Fonera, cerca de Palamós.

 

 

"Sin la meiofauna, pequeños organismos que miden entre 30 y 500 micras, las gambas se quedan sin alimento y desaparecen", pone como ejemplo uno de los autores del trabajo, Pere Puig, investigador del Instituto de Ciencias del Mar (ICM), centro del CSIC en Barcelona. La actividad del arrastre afecta a la cantidad de meiofauna y a su biodiversidad, la cantidad de especies diferentes.

En el trabajo, cuyos resultados se han publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), han participado también investigadores del Instituto de Ciencia y Tecnología Ambientales de la UAB (ICTA) y de la Universidad de las Marcas, en Ancona (Italia).

 

Joomla 1.6 Templates designed by Joomla Hosting Reviews

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Saber más.

Acepto las Cookies de este sitio web.